No siempre tienes que tener una experiencia nauseabunda cada vez que consumes trufas mágicas. Puedes disfrutar de tus viajes psicodélicos con los métodos que te mostraré a continuación.

La gente utiliza las trufas mágicas por varios motivos, como un ritual espiritual o por diversión. La psilocibina en dosis bajas es agradable, y la experiencia es placentera. En dosis más altas, la intensidad del efecto es aún mayor.

Tomar trufas mágicas con el conocimiento, la orientación y la experiencia adecuados puede llevar a un entendimiento visual del mundo. Independientemente de la razón por la que tomes trufas mágicas, hay muchas cosas que debes tener en cuenta. Una de las cosas más importantes que debes recordar es la dosis que tomas, especialmente si eres principiante.

Tienes que ser consciente de los posibles efectos que se producen después de tomar trufas mágicas. Esto te permitirá conocer las cosas clave que puedes hacer y las que debes evitar. Dicho esto, veamos las diferentes formas de consumir trufas mágicas.

Formas de consumir trufas mágicas

Aquí tienes cinco métodos que te ayudarán a disfrutar de tu viaje psicodélico con trufas mágicas:

Masticar y tragar

Una de las formas más comunes de tomar trufas es masticarlas. Si lo haces, debes asegurarte de masticarlas correctamente para que todo el jugo pueda salir. Cuando esto ocurre, la sustancia psicoactiva se mezcla con la saliva y se absorbe en el torrente sanguíneo. El compuesto tarda unos 45 minutos en hacer efecto. Es aconsejable hacerlo con el estómago vacío para mejorar la absorción del compuesto.

Una cosa clave a tener en cuenta es que las trufas mágicas no tienen un sabor agradable, y es posible que no quieras masticarlas. Sin embargo, si consigues un triturador de trufas puedes tomarlas trituradas como en una pasta y asi evitar el desagradable sabor de masticarlas.

Si no eres un gran fan del sabor amargo de las trufas, deberías considerar una infusión mágica. Hacer un té con trufas mágicas hará que desaparezca el sabor desagradable. Sólo tienes que hervir agua y echar en ella trufas trituradas. Calienta la mezcla lentamente, sin dejarla hervir, para no destruir el ingrediente activo. Deja la mezcla de 10 a 15 minutos antes de tomarla.

Cápsulas de trufas mágicas

Esta es una de las opciones más utilizadas para microdosificar las trufas mágicas. Las cápsulas ofrecen una forma estupenda de disfrutar del viaje psicodélico. El beneficio de esta opción es que puedes tomar discretamente tus trufas a lo largo del día.

Otra ventaja de esta opción es que ayuda a enmascarar el desagradable sabor de las trufas. Las cápsulas también facilitan la dosificación. Es una opción cómoda para llevar a todas partes, en lugar de llevar las trufas.

Psilocibina en la Comida

Una forma de disfrutar de una nueva experiencia psicodélica es incluir trufas mágicas en tu dieta. Esta opción va más allá del viaje psicodélico; también es una forma de poner a prueba tus habilidades culinarias. Puedes incorporar trufas a tu comida para mejorar su sabor y disfrutar de tu viaje psicodélico. Lo interesante de esta opción es que puedes incluir trufas en casi cualquier comida, dependiendo de tus preferencias.

Independientemente de tu receta, una cosa clave que debes asegurarte es de no incluir las trufas durante la etapa de cocción. Recuerda que la psilocibina se descompone cuando se somete a mucho calor. Además, esto puede afectar a la experiencia que se obtiene. Por lo general, es mejor incluirlas como coberturas o salsas, ambas después de la etapa de cocción.

Lemon Tek

Esta es una opción fácil y rápida de considerar. Una cosa clave a tener en cuenta es que hay informes que afirman que el limón puede descomponer la psilocibina ya que es ácido. En consecuencia, esto intensifica el viaje que experimentas. Aunque esto todavía se debate, hay diferentes personas que creen que este método provoca viajes más rápidos.

Por lo tanto, es mejor empezar con la mitad de la cantidad que consumes normalmente. Para ello, sólo tienes que moler trufas mágicas y mezclarlas con zumo de limón en un recipiente. Déjalo reposar durante unos minutos antes de añadir agua.

También puedes utilizar zumo de lima para este método. Otro beneficio de esta forma  es que elimina el sabor desagradable de las trufas.

Cuándo no consumir trufas mágicas

Los psicodélicos existen desde hace mucho tiempo y la gente los toma por diferentes motivos. A pesar de ello, es vital tener en cuenta que hay casos en los que no deberías tomar estas sustancias. A continuación te presentamos algunos casos en los que no deberías consumir trufas mágicas:

Cuando la trufa está mala

Una cosa clave que hay que recordar siempre es que las trufas mágicas tienen una fecha de caducidad. Antes de consumir trufas mágicas, es mejor examinarlas visualmente. También olerlas, y no consumirlas si notas algún signo de contaminación o descomposición.

La principal razón por la que no debes consumir trufas mágicas en mal estado es que pueden desencadenar una intoxicación alimentaria, diarrea o vómitos.

Cuando se toman otros medicamentos

Si estás tomando algún tipo de medicación, especialmente medicamentos con receta, no debes consumir trufas mágicas. Algunos ejemplos de estos medicamentos son los estabilizadores del estado de ánimo, los antidepresivos y los ansiolíticos. No debes tomar estos fármacos con trufas porque ambos actúan sobre los receptores de serotonina. Dicho esto, no deberías tomar trufas cuando estés tomando cualquier medicamento.

Microdose-Bros-Ad

button-shop-now

Conclusión

La psilocibina es un compuesto prometedor con muchos beneficios para la salud. En este artículo, hemos compartido diferentes formas de consumir trufas mágicas. También hemos hecho un resumen de los casos en los que no deberías consumir trufas mágicas.

En el Blog de Microdose Bros, encontrarás otros temas sobre la psilocibina y las microdosis. Nos comprometemos a ofrecerte todos los recursos necesarios para mejorar tu aprendizaje. Además, te recomendamos que consultes ahora nuestra tienda para comprar tus trufas mágicas. Realizamos entregas discretas en Europa.